Deseos sexuales para próximo año 2019

Deseos sexuales para próximo año 2019

Al terminar el año, somos muchos los hombres que hacemos balance de todas aquellas cosas que nos preocupan y nos gustaría mejorar en nuestra vida cotidiana.

Nuestra salud, el trabajo y las relaciones personales, son motivaciones necesarias para sentirse feliz con uno mismo y que todos queremos alcanzar anualmente o a corto plazo. Desde hace unos años atrás, la calidad y la cantidad de sexo que se práctica en una relación, está siendo cada vez más importante. Y es que realmente, lo es.

Hay tres cosas muy importantes a preguntarse en la vida sexual de cada persona: la frecuencia con la que se tiene relaciones sexuales, la intensidad de esas relaciones, y el nivel de satisfacción o bienestar que éstas producen en la vida. Estos tres factores, nos pueden dar una información muy valiosa, de cómo es tu vida sexual si quieres pararte a pensar y reflexionar sobre ella.

Sabemos que el amor y el sexo siempre van unidos a la felicidad, así que, si tienes la intención de realizar una lista de propósitos de año nuevo, no te olvides de añadir el sexo a tu lista. A continuación, te ofrecemos unos consejos para mejorar tu vida sexual para este año que acaba de comenzar y que estamos seguros de que nos lo agradecerá:

  1. Intenta practicarlo más veces. Aumentar la frecuencia de tus relaciones sexuales te ayudará a tomar la iniciativa mucho más rápido y a hacer del sexo una actividad más de tu vida cotidiana.
  2. Cumple su fantasía y pídele que cumpla las tuyas. Te ayudará a intimar más con tu pareja, a ganar en confianza y a soltar alguna carcajada mientras lo practicáis. Recuerda, sólo son fantasías, nunca deben salir ni reflejarse fuera del entorno donde se practica sexo. Por mucho que algunos intenten desprestigiar, son muy utilices para hacer más duradera una relación y salir de la monotonía.
  3. Aprende más de sexo. Puede llegar a parecer una estupidez, pero seguramente hay cientos de posturas y técnicas para mejorar la calidad del acto       sexual que no conocías. Intenta descubrirlas todas (o casi todas) y llévalas a la práctica, si tu físico te lo permite, claro.
  4. Juega con sus puntos débiles. Caricias, besos, masajes… Intenta siempre busca los puntos que más placer le proporcionan a tu pareja, lo enamorarás y a ti te encantará contempla sus gestos de placer. En esos momentos, es cuando tu pareja es más vulnerable emocionalmente, juega bien tus cartas y como se dice vulgarmente lo tendrás a tus pies.
  5. Haz alguna locura de vez en cuando. Lo importante es no ser aburrido y extremadamente responsable. Dile que pare el coche cuando vayas de viaje para hacer el amor, atacarle en el parking, en un probador o en el baño de un local de copas. Nunca contengas tus deseos sexuales. Será un poco incomodo, pero también divertido y pasional.
  6. Supera el cansancio. El estrés, las responsabilidades, la falta de sueño y el cansancio son los peores enemigos del sexo. Pero practicar sexo es precisamente uno de los mejores relajantes y des estresantes naturales. Haz un esfuerzo para tener momentos sexuales, no dejes que tu vida se limite a trabajar y dormir.
  7. Firma la paz con tu propio cuerpo. Las estadísticas dicen que más de la mitad de los hombres no están conformes con su propia apariencia. Barrigas, exceso de peso, demasiado pelo, etc. pueden llegar a ser pequeños complejos que con el tiempo marcan tu actividad sexual. Lo primero que debes tener claro (aunque no te lo digan en ocasiones) es que tu pareja te quiere tal y como eres. Eso no significa que no se acepten mejoras. Por lo que pequeñas cosas como ir al gimnasio para controlar el peso o una depilación a tiempo en caso de ser inconveniente, son “sacrificios” más que asumibles y que mejoran tu relación.
  8. Vístete siempre con estilo. Es una cualidad que llama mucho la atención. Aunque tengas una personalidad impactante, la primera impresión que reciban de ti será visual, intenta siempre ponerte lo que más le gusta a tu pareja, notaras sus miradas y presumirá de ti en todo momento, sobre todo en publico, como en un restaurante o cuando salgáis de copas.
  9. Salir por el ambiente. Los locales fetish están en auge por algún motivo. Cada vez más, las formas de entender el sexo están cambian y ampliando. Incorporar un fetiche como una estética concreta o una practica especifica, pueden resultar de lo más complaciente, más cuando, de todos es conocido, que los preliminares son más importantes que el “hecho” en si. ¿Recuerdas el dicho popular no? Dura, lo que dura, dura. Así pues, el morbo preliminar es el 99% del disfrute de lo que puede ser una larga sesión de sexo. Pásate por algún local fetish para empezar una noche que puede llegar a ser muy larga.

En resumen, como dice el refranero popular, año nuevo, vida nueva. Así pues, fíjate nuevos propósitos para ampliar tanto tus practicas sexuales como la forma de entender el sexo para este año. Eso si, como siempre, sexo, si, pero seguro.